Cuídate con mucho gusto

Dieta Flexiteriana , ¿la conoces? quizás es la tuya

Imagen

Vegetarianas, veganas, pueden parecer el mismo tipo de dieta pero no lo son. La dieta vegana incluye alimentos de origen vegetal y excluye totalmente aquellos que tienen procedencia animal. Algunos vegetarianos deciden consumir lácteos (dieta lacto-vegetariana) y otros, lácteos y huevos (dieta ovo-lacto-vegetariana) y los crudívoros La elección de este tipo de alimentación es muy personal y los motivos pasan por ser religiosos, éticos, ecológicos o de salud.
Muchas personas deciden seguir una dieta vegetariana en la que, de forma ocasional, incluyen también carnes y pescados en cantidades moderadas. Es la denominada dieta flexiteriana (combina la palabra “flexible” con “vegetarianismo”). Se puede decir que sus seguidores son pseudo vegetarianos. Aún así, las organizaciones vegetarianas no los admiten como categoría dentro del vegetarianismo.
Se trata de un tipo de alimentación realmente saludable por su alta proporción en frutas, verduras, hortalizas, cereales integrales, legumbres, frutos secos y semillas (lino, sésamo,…), todos ellos fuentes ricas en hidratos de carbono complejos, fibra, vitaminas, minerales y antioxidantes.
Al limitar tanto el consumo de alimentos de origen animal se ingieren menos purinas, sodio, grasas saturadas y colesterol.

Principios de la dieta flexiteriana:

1- Consumo de granos integrales.
Además del arroz y trigo integral, introduce otros cereales menos conocidos como el amaranto, cebada, centeno, trigo sarraceno, triticale, bulgur, kamut, mijo, sorgo, espelta y quinoa (pseudocereal).
2- Consumo de frutas, verduras y hortalizas.
En forma de ensaladas, purés, zumos, licuados, almíbares, etc.
3-Importancia de los lácteos fermentados (yogures).
Además de aportar calcio y proteínas de buena calidad, constituyen una fuente interesante de vitaminas A, B12, B2 y fósforo.
4- Saborizantes naturales.
Utiliza para dar sabor el néctar, vinagre de manzana, sirope de agave o jarabes de arce, arroz y cebada. También son útiles las especias dulces como la canela, vainilla y clavo.
5- Combinar carnes y pescados con proteínas de origen vegetal.
Se utilizan sustitutos vegetales de la carne como tofu, tempeh o seitán.
Quizás estéis siguiendo una dieta Flexiteriana sin saber que tenía este nombre, en el fondo el nombre es poco importante, lo que si es relevante es la calidad que tenga vuestra dieta y lo equilibrada que sea, que garantice todos los nutrientes que vuestro cuerpo necesita.
Así que, seáis vegetarianos, flexiterianos, veganos u omnívoros, aseguraros que le estáis proporcionando a vuestro organismo todo aquello que necesita.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.